Formosa, Sabado, 22 de julio de 2017 - 01:Jul:48 -

Hábitos de excelencia

11/01/2017 Por Bernardo Stamateas

Toda persona que desee alcanzar un sueño, una meta, un objetivo, necesita sí o sí cambiar su mentalidad. Es decir, su forma de pensar. La mayoría de la gente no es consciente de que piensa mal pero es posible escoger buenos pensamientos que nos ayuden a avanzar en la vida. Y en el camino al cambio de mentalidad, hay ciertos hábitos de excelencia que necesitamos adquirir. Un hábito es una costumbre, una práctica que uno finalmente adquiere por la repeticiónde un acto. Te invito a analizar algunos de estos hábitos:


• Liberar nuestro potencial

Siempre hay un límite más lejano que podemos alcanzar. Donde hoy estás no es lo más lejos que podés llegar pero, para no quedar estancado, tenés que atreverte a soltar tu potencial. Planificá tu futuro, ponete metas nuevas con frecuencia y, al mismo tiempo, disfrutátu presente. En tu interior está todo lo que necesitás: fuerza, inteligencia, estrategias, ideas, etc. Por eso, nadie puede darte ni quitarte nada. ¿Lo sabías?


• Hablar en positivo

Habláde tu sueño con las personas correctas (aquellas que lo alimenten y te den aliento). Todapalabraes la expresión de un pensamiento; por eso, el éxito estáen tu boca: en aquello que hables, y pienses primero. Lo que declares será lo que recibas.


• Reconocer nuestros logros

Esta actitud tiene que ver con amarnos a nosotros mismos de manera sana y equilibrada. Hay gente que logra cosas pero no las valora, o les resta importancia,lo cual es falsa humildad. Todo lo que logres, festejalo, aunque sea pequeño.


• Acercarnos a gente que sume valor a nuestra vida

Este hábito también implica alejarse de la gente equivocada: los negativos, los quejosos, los que tiran abajo tus sueños y no son capaces de compartir tu alegría. Sé una persona proactiva y no reactiva. Encontramos gente complicada en todos los ámbitos y deberíamos tomarla como el mejor aprendizaje para saber qué es lo que no tenemos que hacer para crecer. ¿Alguna vez hablaste mal de otra persona con alguien que después se lo contó? Seguramente, aprendiste a no volver a hablarmal de nadie. Aprendamos de los errores ajenos. El inteligente aprende de sus errores; el sabio aprende de loserrores de otros.


• Ser valiente

¿Hay valor en tu vida? El valor no consiste en no tener miedo, sino en accionar a pesar del miedo. Es preciso ser valientepara actuar, creyendo que lo que viene es mejor que lo que hoy tenemos y que todo lo que emprendamos nos saldrá bien.


• Llenarse de fuerza y alegría

Cuanta más energía dediques a hacer lo que te gusta, más energía tendrás. Muchos gastan sus fuerzas en discusiones, rencores y venganzas. Como consecuencia, pierden el vigor y algunos hasta llegan a enfermarse. Usemos nuestra energía para trabajar en la persecución de nuestros objetivos.Quien es coherente en su accionar, sus hábitos, sus movimientos, sus palabras y pensamientos, no tiene motivos parano convertirse en una persona exitosa, entendiendo por éxito el cumplimiento de aquello que amamos y anhelamos hacer.

Si tenés alguna inquietud, podés escribirme abernardoresponde@gmail.com

Comentarios0
MAS NOTICIAS
Ser desilusionados
Columna Stamateas
El duelo traumático
Columna Stamateas
} }